Así se crea la sangre en las películas

Muchas películas tienen historias de asesinatos, principalmente en el cine slasher, un subgénero del cine de terror que tiene como característica habitual el brutal asesinato de jóvenes. La sangre brota por todos lados y los directores buscan que sea lo más similar a la realidad.

El recurso de la sangre nació en el Teatro Grand Guignol de París, donde utilizaban una receta secreta que se extendió por todo el mundo: una mezcla en partes iguales de carmín y glicerina. Décadas más tarde, Dick Smith, considerado el padrino del maquillaje del cine, hizo otra creación en la que unió metilparabeno y un agente humectante fotográfico para que fluyera.

Además, Smith también inventó un dispositivo para propulsar la sangre lo cual se puede ver en la película El exorcista de 1973. El maquillador fue el encargado de crear la sangre de todas las escenas y fue muy elogiado por su profesionalismo y su moderna visión para aplicar efectos especiales.

Además de utilizar metilparabeno y humectante, también le agregaba jarabe de maíz blanco, colorante alimentario rojo, agua y unas gotas de colorante alimentario amarillo. Esta fue la base para todas las películas de terror en adelante, pero es importante tener en cuenta que si el actor debe tener sangre en la boca la mezcla puede cambiar levemente para no generar una intoxicación.

Actualmente, muchos directores de Hollywood utilizan el CGI (imagen generada por computadora) para evitar métodos físicos y así crear efectos especiales. Esto aplica tanto para la sangre, como para vestuarios o escenografías y ahorra una gran cantidad de dinero en la producción de las películas.

Si bien actualmente casi todos utilizan CGI, en la última parte de Mortal Kombat decidieron crear sangre manualmente. La película se estrenó en el 2021 y en una de las escenas se puede ver como Kung Lao salta sobre Nitara y la corta por la mitad con su sombrero con borde de navaja.

«Fue una mezcla de las dos, pero más efectos prácticos que CGI. Tengo que decir que toda la sangre que ves es real. No puedo contar mucho, pero cuando grabamos esa ‘fatality’ era un desastre», contó el actor Max Huang. Lo que hicieron fue usar la típica mezcla de sangre y luego aplicarle CGI, pero solo para hacerla más brillante.

La sangre es un recurso muy utilizado en la mayoría de las películas y series, principalmente en aquellas de terror adolescente. Actualmente, hay compañías que ofrecen este producto ficticio para las productoras de cine aunque en los últimos años se ha optado por los píxeles, más barato y más prolijo.

Texto original: Que ver

Anuncio publicitario

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.